Datos personales

Mi foto
Monterrey, Nuevo León, Mexico

martes, 1 de enero de 2013

Hola 2013

¡Llegó el 2013! Este año decidí no hacer lista de propósitos, mi vida es tan curiosa actualmente que no se me ocurrió escribir nada, todo va fluyendo muy bien y voy en busca de una cosa que lleva a la otra y esa otra a una más, como un espiral de metas que se convierten en salidas en cuanto las alcanzo.


Anyway, sólo sé que este año quiero seguir escribiendo, ya no tanto para mí, sino compartir una que otra cosita con los demás. Concluí en el 2012 mi beca en el Centro de Escritores de Nuevo León y ahora tengo muchos planes y proyectos por realizar. Espero que el año se ponga interesante.

lunes, 6 de agosto de 2012

Reunión de Las Juanas: Presentación y Transexualidad


Hoy tuvimos la primera reunión del semestre Julio-Diciembre 2012 de Las Juanas, grupo de crecimiento para mujeres lesbianas y bisexuales. Los últimos tres lunes ya habíamos tenido Arte Terapia, pero este lunes iniciamos con los temas para el crecimiento y como ya es costumbre, el espacio y las sillas fueron insuficientes, asistieron poco más de cuarenta mujeres.

Invitamos a "Diálogos en Confianza", grupo de mujeres y hombres trans. Fue una presentación muy interesante, Sylvia López, la coordinadora del grupo y buena amiga, nos habló de todos los cambios que una persona transe debe pasar y tres de los hombres trans nos dieron su testomonio y nos aclararon nuestra dudas.

Muchos no saben la diferencia entre las tres TTT de la comunidad LGBTTTI, así que va a aclaración:

-Travesti: persona que se viste del sexo contrario, pero está a gusto con su cuerpo y su género.
-Transgénero: persona que está a gusto con su cuerpo, pero que se identifica con el género opuesto al que nació, o más bien, el género que la sociedad le quiere imponer de acuerdo a sus órganos sexuales de nacimiento.
-Transexual: persona que se identifica con el género opuesto que nació y también desea cambiar su cuerpo ya que no se siente a gusto con los órganos sexuales con los que nació.

Sin embargo, en este punto Sylvia nos aclaró que muchas personas transgénero son en realidad transexuales, solo que como no tienen el dinero necesario para las operaciones, viven como transgénero.

Vimos un video de una faloplastía y nos enseñaron una prótesis de un pene que incluso se bombea para que se mantenga erecto. Fue una reunión bastante interesante que inició a las 7 de la tarde y nos duró hasta las 9:30 de la noche.

Les debemos su diploma de agradecimiento, el jueves se los iremos a entregar.

domingo, 5 de agosto de 2012

La llorona, Chavela Vargas

Desde que internaron a Chavela Vargas en España hace algunas semanas (12 de julio) por un cuadro de fatiga, se encendieron las alarmas. Muchos quisimos creer que el pulque la conservaría al menos otros cincuenta años más, no por eso dejamos de preocuparnos por su salud. Hay que dejar ahí, aunque cueste trabajo y hoy nos toca decir adiós a Chavela quién murió a sus 93 años por un paro respiratorio. Se nos murió de viejita, pues.

Un ejemplo Doña Chavela, se siente bien escuchar sus canciones y llevarla bien presente en la lucha diaria. Orgullosamente lesbiana y de las suertudotas porque entre sus amores aparece el nombre de Frida Kahlo. Un mujer que vivió como quiso, como era de esperarse, la pasó muy bien y murió de la forma que ella decidió hacerlo. Un personaje inolvidable.

¡Muchas lágrimas mezcladas con pulque a salud de Chavelita!




Chavela Vargas, "Llorona" (Santa Cruz de Tenerife, 2006)

sábado, 4 de agosto de 2012

Tres Bicis



Uno de los recuerdos más grandiosos de mi niñez fue despertar la madrugada del 13 de octubre de 1997, día que cumplí 10 años, y encontrar una bici Benotto morada en mi sala. A esa edad ya había aprendido a andar en bici, mis vecinos me habían enseñado, pero hasta ese momento jamás había tenido una. Es de esas sensaciones que nunca se van y siguen vivas en la mente.

Cuando me fui a vivir a Manzanillo, mi mamá decía que era un pueblo bicicletero y tenía toda la razón, desde los once hasta mis catorce años anduve en bici por Manzanillo y llegué a muchos barrios que desconocía, casi muero en una bajada que me quedé sin frenos, el cine de solo tres salas estaba cerca de mi casa, en un par de ocasiones me animé a irme en bici. Puedo decir con orgullo que tuve la fortuna de vivir en un pueblo bicicletero. Después me mudé a Acapulco y ya no se pudo, de hecho nuestras bicis estaban tan viejas que decidieron dejarlas, mi mamá llegó a comentar que quizá compraríamos nuevas, pero a mis quince años me clavé la estúpida idea que las bicis eran cosa de niños y no tuve problema en empezar a utilizar otros medios de transporte, especialmente taxis.

Me mudé a Monterrey y renté cuartos muy cerca de la universidad. Todas las mañanas tenía que caminar y rogaba por una bici, este maravilloso transporte me pudo haber salvado de llegar tarde a muchísimas clases. Como en aquellos tiempos era estudihambre, pues ni de dónde sacar para comprarme el "milagrito" así que acabé la universidad añorando una. Llegaron las cosas del destino y me vine a vivir a casa de Betsy, una casita bonita muy céntrica y en diciembre de 2011 me regaló una bici roja de tercera o cuarta mano de la cual me enamoré a primera vista. Le eché aire a las llantas y volví a disfrutar la sensación de las piernas metiéndole marcha y el aire pegándote en la cara. En cuanto pasó el invierno, le cambié los pedales, el asiento y fui a algunas rodadas con Pueblo Bicicletero, curiosamente así se llama la organización local en pro de utilizar la bici como medio de transporte. A mi mamá le da risa cuando le digo que ando en bici por la ciudad, seguramente me imagina con mi cara llena de adolescencia tratando de aferrarse a los buenos días de Manzanillo. Y no se equivoca, en ocasiones extraño Manzanillo, aunque el año pasado que volví a ir ya no era para nada un pueblo bicicletero.

Pasear en bici por Monterrey puede llegar a ser estresante porque hay unos automovilistas que solo te pitan por joder y a eso agréguenle que yo soy mujer, ¡pos cómo! He perdido las veces que hombres con complejo de albañil guarro me han dicho frases que me hacen exclamar "¡no chinguen! Una aquí pasándola bien y estos nomás por joder". Lo bueno es que ya me armé de timbre, bocina y una alarma electrónica bien ruidosa y cada vez que le veo intenciones a un hombre de decirme algo, hago sonar todo al mismo tiempo y le saco un susto.

La otra son los camiones que insisten en jugar carreritas conmigo, a veces ellos ganan, a veces yo (por aquello de sus paradas continuas), cada vez que los adelanto me la hacen de pedo porque no les gusta perder, menos cuando su rival es una bici. Hay gente bien pinche loca en esta ciudad. Yo sigo pedaleando y me gusta, ya le perdí el miedo a darle por las calles como cualquier automóvil normal, lo único que puede llegar a molestarme es el intenso calor de la ciudad que a veces se vuelve insoportable y me pone irritable.

Otro día subiré la foto de mi bici Diablo Cody, hoy les dejo esta foto a la izquierda mi bici antes de enchularla, en medio la bici de mi roomie Gaby y la azul es de su novio Carlos. Si le dan clic a la foto aparece con buen tamaño y apreciarán mejor los detalles. Disfrútenla.


Tres Bicis, Sol Casdiz (13/05/12)

viernes, 3 de agosto de 2012

The night of the living dead, George A. Romero (1968)

En estos días soñé con zombies, estuve investigando qúé carajo simboliza soñar con estas criaturitas y google me dio la respuesta:

 Una GUERRA CONTRA LOS ZOMBIS, en nuestro sueño, representa nuestra lucha para evitar separarnos de quienes estan cerca de nosotros. 

Un ZOMBIE nos dice que estamos por separarnos física ó emocionalmente de la gente que nos rodea ó de una cierta situación. 

 Parece que alguna separación fuerte viene para mi vida y supongo que no será difícil ya que siempre he sido muy desapegada, además no creo en esas cosas, solo lo hice para matar el tiempo. Como sea, no pude evitar recordar una de mis películas favoritas de todos los tiempos (Se la regalé a Betsy en Navidad de 2011) La noche de los muertos vivientes. Me gusta ver películas en blanco y negro porque ahora con tantos efectos especiales, pantallas plasma y la tendencia hacia el 3D (incluso 4D) que toparse con estas joyitas cada vez es más raro. El año pasado salió la película The Artist que fue multinominada en varios festivales de cine y fue ganadora de Oscar, uno de sus encantos, por supuesto, fue hacerla a la antigüita.

 La primera vez que vi esta peli de George A. Romero la vi no la vi, o sea, me tocó ver el remake de 1990, estaba muy pequeña y la pasaron en televisión local. ¿Quién no recuerda de niño estar solo en casa, apagar la luz y ver las películas de terror que nestros padres nos prohibían? Aunque en mi caso en raras ocasiones me decían "no veas esto o aquello", de hecho allá en Acapulco mi papá nos llevaba a un videocentro y me dejaba rentar las películas más terrorífcias de aquellos tiempos: Stephen's King It, Chucky, Pet sematary y otras que veía para hacerme la valiente, claro que en las madrugadas estaba tan muerta de miedo que no me despegaba de mi papá ni por error. Aquella película fue perfecta para mí, me daba miedo, pero al mismo tiempo veía caminar lentos y torpes a esos muertos vivientes y decía bring it on, baby, I can shoot them all!

¿Quién no ha soñado con matar a un zombie? Por eso me gustan las películas donde aparecen, estoy esperando el estreno de ParaNorman y la compra que más me ha hecho sentir orgullosa de todas las ventas de garage a las que he ido es una película llamada Flight of the living dead: outbreak on a plane, otro día les cuento de esa. Lo impresionante de La Noche de los Muertos Vivientes es el bajo presupuesto que costó hacerla y todo el contenido social. Ya, no me voy a poner pesada con eso, creo que todos han notado cómo en tiempos de racismo el protagonista fue un negro (Duane Jones) y también es curiosa la cachetada que le suelta a su co-protagonista (Judith O´dea). No puedo culparlo, no lo hizo en mala onda, simplemente la chica había perdido el juicio y tuvo que darle su estatequieto (feminazis comentando en 3, 2, 1...), ¡es broma! estoy totalmente en contra del maltrato hacia la mujer, es evidente que Duane lo hizo para ayudarla. También el hecho de que la película inicie y en menos de siete minutos salga el primer muerto viviente al ataque saca de cuadro a muchos, ahora ya es muy común, en aquellos tiempos fue un primer escena muy original, nunca explican de dónde salieron, qué son, incluso George A. Romero ha declarado que la película se llama La Noche de los Muertos Vivientes porque para él eso eran, el término zombies los fans lo pusieron después. Otra cosa que me resultó aplaudible de la peli es que no hay buenos ni malos. Es más, ¡yo estoy a favor del que muchos consideran el "malo"! Él quería quedarse en la casa, refugiarse y otros querían salir.

La película salta y de ser solo una película de terror, usa al zombie como un quiebre social, ese factor que hace que las reglas impuestas se hagan trizas y la verdadera naturaleza pueda salir a flote, algo así como la novela Lord of the Flies de William Golding.

El final de esta ópera prima de Romero nos deja pensando ¿quiénes son los seres malvados?, ¿qué es el bien y el mal?, ¿el ser humano es cabrón por naturaleza? y... ¿en verdad habrán confundido a Duane con un zombie o el blanco que le disparó era racista? Si aún no la han visto, disculpen los spoilers, les invito a verla cuanto antes. Es un clásico del terror y la primera de muchas más de George A Romero, pionero del género zombie. Aquí se las dejo, con subtítulos en español, para activar los subtítulos clickeen en "CC"




Lectura en el Café Brasil

Tenía unas ganas ENORMES de volver a la cita de cada jueves a las 8pm en Café Nuevo Brasil o como la mayoría lo conoce: Café Brasil. Aquí entre nos Escritores en su Tinta fue el primer espacio que me dio esperanza para poder mostrarle al mundo lo que escribía, bajo el pensamiento carajo, si ese tipo puede venir a leer boberas, ¡yo también puedo! Aclaro, no creo que todos los que leen en Café Brasil son bobos, ni tampoco creo que ser bobo sea malo, yo lo soy, siempre que se presenta la oportunidad. Lo digo con todo el agradecimiento del mundo, Escritores en su Tinta me hizo entender que cualquier puede escribir, pero no cualquier lo hace bien. Sin embargo, seas un escritor bueno o malo, si es tu deseo, puedes conseguir muchos espacios para mostrar tus creaciones. Así, hace ya tres años, por casualidades del destino, alguien le canceló a Eligio Coronado, organizador de esta serie de lecturas, y me invitó a leer junto a Fernando Galaviz. El año pasado lo hice acompañada de Hortencia Delgado y ayer me tocó con Diana Jaramillo y José Julio Llamas.

 Como en el 2011 tuve varias lecturas, creí que este año andaría por aquí y por allá, pobre ingenua, no fue así y los primeros cinco meses de este 2012 volví al anonimato, mi primera lectura de este año fue en el Encuentro Sanmillano 2012, al cual juré no volver porque cortaron el magnífico final de mi cuento con su horrorosa campana (solo dan 5 minutos por persona) pero ¡bah! Sabemos que volveré el próximo año, no me puedo resistir a esas tostadas que dan gratis. Entonces la de ayer fue mi segunda lectura en el año, pero no estén con el pendiente, no me siento mal en lo absoluto. Es como un rockstar: primero compone las canciones de su disco, eso le lleva varios meses, y una vez que ya está a la venta, se va de gira. Es lo mismo en este mundo de la literatura y las tertulias, de enero para acá he estado escribiendo, más porque soy becaria del Centro de Escritores, esto de ser becaria me gusta, pero también me hace caer en unas depresiones que si les contara... el lunes pasado, en el taller semanal que tenemos los becarios, mi compañero Jehú tuvo que escuchar todo mi debraye existencial acerca del porqué siento no ser tan buena escritora y el deseo que tengo de querer estudiar la licenciatura en letras, para al menos sentir que estoy a la altura de otros. Puedes hacerlo, pero yo no aprendí mucho en letras, solo iba a la biblioteca y leía lo que quería y lo que me gustaba brillante respuesta de Jehú, así como es él, además tenía unas greñas increíbles, luego se rapó. Ahora usa barba.

 Las primeras lecturas a las que fui siempre me sentía tan nerviosa que me temblaban las rodillas, pensé que esos nervios se me irían quitando a medida que fuera leyendo más y más en público, pero con cada lectura descubrí que no son nervios lo que tengo, sino malestar. Ahora entiendo que no me gusta leer enfrente de la gente, creo que los aburro, sino seguramente preferirían leer mis escritos ellos mismos, pero hay que leer en público. Los fotógrafos, artistas plásticos, visuales, los teatreros, todos ellos tienen sus galerías, exposiciones, obras de teatro y los que escribimos mostramos nuestra obra leyendo en público, más en este país en el que, aunque le regales tu libro a alguien, es probable que nunca lo lea. Para estar presente hay que leer. Pobre de mí, así que tengo que acostumbrarme, tragarme ese malestar que siento en el estómago de saber que todos me miran y que quizá a algunos oyentes ni siquiera les interesa lo que leo.

 Curiosamente ayer me sentí muy bien, volver a ver a Eligio luego de que le hicieron una operación de riesgo, me tranquilizó y leí con gusto porque fueron a verme varias chicas del grupo de Las Juanas: Perla, Alethia, Meche, Cexyah, Soraya, Sandra y mi incondicional Betsy. Mi lectura fue de cuentos, varios de los de mi proyecto Generación ¿Y? porque siempre es bueno leer nuestra obra en voz alta para ver qué tal suena. Creo que ahí la llevan los cuentitos... ¡mentira!, terminando la lectura tuve que medio embriagarme para quitarme las ganas de desaparecer todo lo que llevo escrito. No soy alcohólica, aproveché que saliendo fuimos al festejo de Angie, no podía faltar a sus veinticinco.

 Diana leyó poemas y José Julio Llamas leyó un poema, cuentos, relatos y al final un sketch. Al final platiqué con Eligio, me dio varios consejos para mejorar mis cuentos, aquí entre nos Eligio Coronado es mi amor platónico y al mismo tiempo es como una figura paterna en esto de las letras, tengo un complejo de Elektra ficposmoderno hacia él, lo admiro demasiado.

 Agradezco la oportunidad y ahora sí, sin importar nada, estaré yendo todos los jueves al Café Brasil, porque fuera de que a veces leen cosas que nomás no, también me gusta la tertulia y esto de andar saludando y platicando con camaradas de este mundo tan bonito de la literatura local. Por cierto, soy de las pocas que afortunadamente no me meto en broncas ni ando hablando mal de unos y de otros, la verdad tolero que en la sociedad exista hipocresía, pero en la literatura ¿por qué habría de existir?

 Interesados en asistir a Escritores en su Tinta todos los jueves a las 8pm en Café Brasil (Zaragoza casi esquina con Washington).

 *Pregunten por Toñita y díganle que van recomendados por mí, les dará un café GRATIS.

 ¡Y que se la creen, já!



Noviembre 2010,
Primera Lectura en el Café Brasil

jueves, 12 de julio de 2012

Mi blog es verde

Después de mucho meditarlo me di cuenta que lo mejor era reiniciar con mis posteos por aquí, a pesar de que no tenga aún los conocimientos suficientes para hacer de este espacio algo lindo, al menos servirá para compartir. ¡Además ya no tienes esos colores tristes! ¡Ahora mi blog es verde!